Publicidad

Publicidad
#VACUNATE

Siganos en nuestras redes

siguenos en facebook siguenos en Twitter siguenos en Google+ Canal de youtube siguenos en facebook sígueme en Instagram siguenos en facebook

Noticias

martes, 22 de septiembre de 2020

Declaración mentida

Complace y a la vez preocupa las situaciones que se han dado en torno a la entrega de las decla­raciones juradas de patrimo­nio por parte de las salientes y las entrantes autoridades públicas del país. Salvo justificadas excepciones, el país ha reaccionado sorprendido ante algunas ci­fras que simplemente no cuadran. Por un lado figuras con fortunas insuficientes para lo que ha sido su vida pública y por el otro, gente que reportan unos números astronó­micos sin haber sido agraciados de ningún sorteo de las diferentes loterías.
Hacer cumplir la Ley 311-14 sobre Declara­ción Jurada de Bienes ha sido un constante do­lor de cabeza para la nación que cada cuatro años observa la reticencia de algunos, que pese a todo tipo de advertencias, intentan -con éxito- burlar la norma, no reportando, o presentando expedientes amañados ya sea por sobre, o sub­valuación.
Si, asimismo. Personas que dicen tener más de lo que tienen, quizás proyectando con lo que piensan salir al termino de sus funciones (...), y otros que, acostumbrados a decir que tenían poco, ya no saben cómo justificar lo que en ver­dad poseen. Escenarios amañados que deben ser clarificados so pena de sanciones como co­rrectamente advirtiera la Procuradora General de la República, Miriam Germán, pero que en­cuentran su principal escollo precisamente en la entidad que debe hacer esas comprobaciones.
Y es que históricamente la Cámara Cuentas, responsable de ese proceso, nunca ha encontra­do ninguna irregularidad en este tipo de casos. Realidad que hace difícil suponer que ahora, te­niendo que evaluar al funcionariado del poder político que la instaló y con el nuevo que busca congraciarse, lo vaya a hacer.
Por César Duvernay ,-
Print Friendly, PDF & Email

No hay comentarios:

Publicar un comentario